• Facebook
  • Twitter

Philippe Jaroussky & Thibaut Garcia

Bilbao 16 de diciembre 2021
Comparte este contenido
  • Philippe Jaroussky & Thibaut Garcia
    Foto: Erato Warner Classics

Cuando piensas en la melodía, inmediatamente te vienen a la mente los sonidos del piano. Pero eso es olvidar que otras cuerdas, pulsadas esta vez, reinaban majestuosamente en los salones aristocráticos. La guitarra, y con ella sus antepasados el laúd o la tiorba, tejieron texturas eruditas en torno a la voz, creando atmósferas a veces lunares y otras populares (esta es la paradoja de este instrumento) haciendo justicia a la belleza de los textos musicalizados. Esto requiere de un virtuosismo capaz tanto de opulencia sonora como de atmósferas intangibles. Es el caso de Thibaut Garcia, una joven estrella ya en el firmamento, digna compañera de Philippe Jaroussky, cuya belleza vocal y línea de canto imperial ya no hace falta elogiar.

Estos dos cómplices nos llevan a una vasta exploración de la melodía, las sutilezas de los maestros ingleses (Dowland con la sublime melancolía de In Darkness let me dwell y Purcell por supuesto con el trágico "lamento de Dido", pero también Britten, su heredera directa, con el muy raro Il est quelqu’un sur terre) al dramático Erlkönig de Schubert, desde la Abendempfindung crepuscular de Mozart hasta las fulgurancias ibéricas de Amor y odio, el mirar de la maja de Granados, pasando por el refinamiento típicamente francés de un tríptico consagrado à Fauré (Au bord de l’eau, Nocturne, Les berceaux), sin olvidar Por supuesto À sa guitar, una melodía de Poulenc que da título al programa y en la que el compositor rinde homenaje a la genialidad de Ronsard. Philippe Jaroussky y Thibaut Garcia son aquí incomparables, atentos a la menor inflexión de los textos abordados, en una auténtica fusión del verbo y las notas.


Dónde

Euskadi, bien comn